Ozzy Osbourne: “No tengo a mi salud”

El ícono británico del heavy metal y “príncipe de las tinieblas”, Ozzy Osbourne ha estado batallando por casi un año de manera privada contra la enfermedad de Parkinson, según reveló la estrella de rock en una entrevista con Good Morning America. 

Después de una presentación en “The Forum” en Inglewood, California para un show del año nuevo 2019; Ozzy sufrió una caída que lo llevó a someterse a una cirugía de cuello. “Me fregó los nervios,” dijo a la periodista Robin Roberts sobre su accidente. 

Su esposa de casi cuatro décadas, Sharon Osbourne manifestó que a pesar de que no se trata de una “sentencia de muerte”, Ozzy tiene días que son buenos y otros que son muy malos. Sharon, quien también es la manager de Ozzy, especificó que el diagnóstico es del tipo PRKN 2.

La enfermedad de Parkinson es un trastorno neurológico degenerativo que se observa en pacientes con lentitud de movimiento, debilidad, rigidez muscular y temblores. Ozzy ha expresado que a veces siente partes de su cuerpo entumecidas y que está por verse con un doctor Suizo que lo ayude a fortalecer su sistema inmunológico.

Ozzy Osbourne es reconocido como vocalista y compositor pionero del heavy metal desde sus orígenes como frontman de Black Sabbath y luego por una prolífica carrera como solista con su esposa como manager. La familia Osbourne, que incluye a sus hijos Jack y Kelly, también gozó de popularidad en la televisión estadounidense gracias al reality show "The Osbournes” que duró cuatro temporadas al aire del 2002 al 2005. 

El disco más reciente de Ozzy, “Ordinary Man” tiene programado su lanzamiento para el 21 de febrero. En la noche de los pasados Grammy, el cantante de 71 años le dijo a CBS que si se siente lo “suficientemente bien”, trabajaría para poder volver a ir de gira.