Eugenio Derbez y Anna Faris dan un giro a los estereotipos que suelen rodear a los personajes latinos con "Hombre al agua", una película que ha tenido como gran reto hacer un humor "universal" que se entienda tanto en Estados Unidos como en los países latinos.

"La comedia es un elemento complejo; hay que hacer que las cosas sigan siendo divertidas cuando se traduzcan a otro idioma", reconoció Faris en una rueda de prensa efectuada hoy en Ciudad de México.

Derbez coincidió con su compañera de reparto y señaló que en los pases de prueba en los que se enseñó el largometraje a la audiencia se cuidó que todos los chistes funcionaran para México y Estados Unidos.

"Tienes que hacer un humor muy universal; eso es lo que más trabajamos en el script (guión)", agregó.

En la película, el actor mexicano interpreta a Leonardo, un multimillonario que se queda amnésico tras un accidente en su yate, lo cual es aprovechado por Kate (Faris), una mujer sin muchos recursos, para hacerle pagar por haberla despedido.

La historia invierte los roles, porque Derbez, quien también ejerce aquí como productor, quería que "el mexicano fuera el millonario, en vez del pobre", algo que no es habitual en las ficciones de Hollywood, donde se reservan para los latinos roles como los de "narcotraficantes, criminales y en el mejor de los casos, jardineros".

El actor explicó que fue una apuesta complicada, pero finalmente logró convencer a la productora con el argumento de que "a los latinos les iba a gustar verse representados de manera diferente".

"La audiencia estadounidense está sedienta por ver otras historias", aseguró Faris, quien siente que esta película es muy "progresista" en ese sentido.

En el reparto también están presentes figuras como Eva Longoria, Mariana Treviño, Cecilia Suárez y Omar Chaparro.

Los personajes hablan indistintamente español e inglés, porque el actor y cómico, que abrió una nueva etapa en su trabajo gracias a la exitosa "No se admiten devoluciones", no quiere olvidarse de su público. "Que no sientan que ya me fui a Estados Unidos y ya no hablo español", indicó.

"Hombre al agua", que llegará a las salas mexicanas el próximo jueves, se estrenó el pasado fin de semana en Estados Unidos, donde consiguió recaudar más de 14 millones de dólares, lo que la convirtió en la segunda película más taquillera después de "Avengers: Infinity war".

Pese a que Derbez dice ser consciente de que en Hollywood el resultado de la taquilla es uno de los factores más importantes, a él no le gusta "fijarse en los números".

"Quiero hacer películas con las que la gente se divierta; trato de no pensar en eso", abundó.

Para Derbez, este ejemplo de trabajo conjunto, así como el éxito de otros mexicanos como el cineasta Guillermo del Toro, es una "cachetada con guante blanco" al presidente estadounidense, Donald Trump.

"La mejor manera de pelear contra esta administración (estadounidense) es trabajando como los latinos trabajamos", defendió.